El servicio de trenes se encuentra interrumpido desde las 00 de este martes a raíz de una medida de fuerza del gremio de La Fraternidad, que rechazó la conciliación obligatoria dictada por el Gobierno y mantuvo el paro nacional previsto para esta jornada.

La medida es por 24 horas y afecta a todos los ramales de trenes. El sindicato reclama el pago de un bono de 50 mil pesos a jubilados y pensionados y la eliminación del Impuesto a las Ganancias planteado por la Unión General de Asociaciones de Trabajadores del Transporte (Ugatt). No se plegaron al paro ni la Unión Ferroviaria ni la Unión Tranviaria Automotor (UTA), pero sí el delegado del Ramal Sarmiento, Rubén Sobrero, que semanas atrás había realizado una marcha y estas madrugada posteó un video con los trenes en los talleres. Trenes Argentinos confirmó la medida de fuerza recién a las 5 de esta mañana, sin que se hubieran sin que hubieran refuerzos de colectivos. En cambio se vieron algunos micros truchos en el corredor Rivadavia de Zona Oeste.

La protesta afecta a miles de usuarios de trenes, quienes deberán buscar medios alternativos para movilizarse durante el día.

El Ministerio de Trabajo dictó anoche la conciliación obligatoria por 15 días para evitar el paro de transporte previsto para este martes.

A raíz de esta decisión, la UTA tomó distancia de Omar Maturana (Maquinistas) y Sobrero, a explicar en un comunicado que «se han iniciado conversaciones con el gobierno, a fin de buscar alternativas para arribar a soluciones urgentes, frente al reclamo por la recomposición en los haberes de nuestros jubilados. De tal manera, acordamos establecer un plazo para que se presenten las pautas oficiales que den respuesta al pedido formulado por la Unión General de Asociaciones de Trabajadores del Transporte (UGATT)», precisó el gremio que conduce Roberto Fernández.

No ocurrió lo mismo con los trenes. Anoche, el gremio de La Fraternidad confirmó que no acataría la conciliación obligatoria y ratificó la medida de fuerza que arrancó a las 00.00 de este martes.

En un comunicado, con la firma de Omar Maturano, el sindicato afirmó que «a partir de las 00 hs del día 8 de noviembre hay paro a nivel nacional de 24hs». En el documento, la entidad dijo que «si algo aprendimos de nuestros padres y madres es tener palabra».

Maturano criticó al Gobierno y recordó que el paro había sido anunciado el 20 de octubre, por lo que consideró que la conciliación obligatoria «no corresponde».

«Nos dijeron que nos iban a aplicar una multa. Que la apliquen cuando la tengan que aplicar, pero La Fraternidad no acepta esta conciliación obligatoria y por eso desde las 00:00 no funciona ningún tren», subrayó en declaraciones al canal TN.

En tanto que el subte también habrá protestas y medidas de fuerza. Sucede que la Asociación Gremial de Trabajadores del Subterráneo y Premetro (AGTSyP) anunció medidas de fuerza ante la negativa de la empresa Emova (ex Metrovías) al pedido para reducir la jornada laboral de 36 horas semanales a 30.

La protesta comenzará con la apertura de accesos en la línea D -que conecta las terminales Catedral con Congreso de Tucumán- entre las 13 y las 14 hs.

Luego, el servicio de la línea D se interrumpirá durante una hora: desde las 14 hasta las 15 hs. El viernes se reiterará la protesta en esos mismos horario, pero en la línea E.